Share Button

Cuales son las diferencias entre la configuración de una cuenta de correo POP o Imap? Cuando tenemos contratado nuestro dominio y asociado  a las mismas cuentas de correo electrónico, y las tengamos que configurar en algún gestor de correo, como el Outlook, nos saltará esta pregunta.

Cuando configuramos una cuenta de correo de forma POP, que es lo habitual, una vez llegan al servidor se descargan directamente en el gestor de correo electrónico y según la configuración que tengamos dejarán una copia en el servidor o se eliminarán en los días que hayamos elegido.

De esta forma solo se descargan los mensajes que tengamos en la bandeja de entrada, los mensajes enviados, o que tengamos en otra carpeta no se copiará en el Outlook. Todos los mensajes que se descargan en el gestor de correo no se eliminarán, a no ser que así lo queramos.

La configuración de la cuenta de correo de la forma IMAP, es una sincronización de esta misma en un gestor de correo, esto quiere decir que todos los mensajes y carpetas que tengamos configurado en nuestro webmail, al configurarlo de manera IMAP se descargará también en el gestor de correo.

Esta configuración tiene un inconveniente: todo lo que se elimine desde el servidor o desde el gestor, se eliminará de los 2 sitios sin dejar una copia, y todo lo que se almacene ocupará el sitio en el servidor, esto lo debemos tener en cuenta, porque todos los servidores tienen un límite de espacio y si se supera, se bloquea el dominio, restringiendo el envío y la recepción de correo.

La configuración para los 2 casos es lo mismo, lo único que hay que elegir es la forma:
POP o IMAP.

Así mismo el servidor de correo entrante será: pop.ozongo.com y el saliente: smtp.ozongo.com.

Artículo escrito por: Pilar Casares

Share Button